ATENCIÓN

Los niveles de subjetividad presentes en las publicaciones que usted potencialmente puede llegar a leer pueden generar disconformidad, debate, concenso, vómitos y nauseas. Se sugiere que cualquier persona poco tolerante en cualquier aspecto de la vida se abstenga de leer. Ante cualquier duda, consulte a un proctólogo.

Información personal

Agasajete, llenemos este cuadrarito...

miércoles, 8 de septiembre de 2010

Piece of cake - Michel Camilo - Triangulo

Otro detalle de la personalidad de quien suscribe es el repudio a la lingerie femenina. Es un aspecto re curioso y cuando les cuente como se origina se van a cagar de risa (de mi, no conmigo). Con Paola (mi analista) lo charlamos mucho y tratamos de ver de dónde se originaba el asco que le tengo a la ropa interior femenina.
Aclaremos que no es un asco como se le tiene a la caca de perro o a las cucarachas o arañas. Es más bien que no me calientan como le calientan a la mayoría de los varones, porque genera en mi una imagen sensorial que recuerda a otra imagen sensorial que me baja hasta el pelo que me paro con gel.

Sucede que en mi familia me han educado de forma que colabore activamente en las tareas del mantenimiento de la limpieza del hogar. Una dulzura. Pero en esas fatídicas (a veces) tareas del hogar, me tocaba colgar la ropa de todo el mundo en nuestra terraza.

Hasta acá todo bien. Pero considere usted en su cabecita lo siguiente. Al colgar la ropa de toda la familia, obviamente tuve que colgar la ropa interior de mi madre. Sucede que mi vieja es una mujer muy gorda, aceptemoslo. Bah, yo ya lo acepté, creo que ella también, en fin. Es muy gorda y su ropa interior es grande.
Entonces, imagine ahora a un niño de 12 años (en 2002, cuando los niños eran niños con suerte a esa edad) colgando ropa interior de mujer enoooooooooooorme en plena etapa de efervescencia hormonal y cuando comienza a determinar su identidad sexual. ¿Se lo imaginó, no? Lo supe por la cara que puso; yo puse la misma cara.

Descubrimos con Paola que eso generó una compulsión de rechazo hacia la mujer en lo más personalísimo que es la ropa interior y, por consiguiente, afectó la manera en que se daban mis encuentros sexuales (si, toda esta perorata para terminar hablando de sexo). Entonces después de mucho reflexionar, comprendí que no importa y empecé a pedirle a las muchachas que cuando salgamos no se pongas ropa interior y listo. Simple.

9 comentarios:

Hugo dijo...

No deja de sorprenderme como pequeñas cosas a la larga pueden influir tanto en el comportamiento de una persona.

Y si, hay gente a la cual la ropa interior femenina los vuelve locos... Un día con un amigo descubrimos que el hermano de un conocido en común le sacaba las bombachas a la vecina, se masturbaba y se las volvía a colgar con el producto de sus pensamientos dentro... Nunca supe si lo hacía de perverso o en joda, y si la vecina (una cincuentona en aquellos años) seguía colgando las prendas esperando justamente eso.

Lo único que me quedó en claro, es que el mundo está muy loco.

Lola dijo...

jajajajajajajaja neeeeeeeneeeee que barato que salíssssss....

igual me parece que salir sin ropa ropa interior no es muy cómodo que digamos..

te entiendo porque si llego a ver un slip blanco piqué ... como los que usaba mi viejo cuando era chica creo que me generaria el mismo efecto

Lola dijo...

ahhh mandame el link again asi lo publico...

Carla dijo...

jajajaajjaja.....
mirá que yo tambien tuve que colgar ropa interior de mis padres (ambos gorditos....si, y yo extra delgada...raro) y no le hago asco a la lingerie.
un momento....ODIO LOS SLIPS EN HOMBRES JOVENES, PORQUE ME PARECEN DE VIEJO!
pensandolo bien....creo que compartimos el mismo trauma, y yo sin saberlo.

Pau... Muna. dijo...

Jajja.... me pasa igual, si un muchacho me sorprende con ropa interior parecida a la de mi viejo ME LA SECA, y no hay vuelta atrás.

Monchito dijo...

Hugo. La vcerdad si, estamos todos locos, pero sabemos lo que queremos...

Lola. no entendí lo de barato. Y el link tengo que volver a buscarlo. Pero no te preocupes, yo me encargo.

Carla. Psicología gratis para todos.

Pau. Que bueno. Me hace sentir bien que no soy el único especial Que no le gusta cierto tipo de ropa interior. menos mal. A mi no me la seca, me la anestesia y no la despertás ni con electroshock.

Belle Autumn dijo...

Oh, traumas infantiles.
De estos tengo unos cuantos, unos mas extraños que otros. Contaría algunos pero en este momento debería estar estudiando. Si, estudio un sabado a la mañana. ¿Que qué clase de adolescente soy? Una normal seguro que no.
Saludos!

Monchito dijo...

Belle. Estoy ansioso porque me los cuentes, espero ansioso.

licha dijo...

toooda la lingerie??? toooda?? por q d un bombachon de sra gordita a una buena tanga y/o colaless... no se...

o será x eso q algunos t desvisten rapidito, y una se queda con cara d poker: "estuve dos horas eligiendo este conjunto y este salame ni lo miró" ¬¬

jojojo!!